Viernes, 22 de septiembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen2.png

Análisis de la inestabilidad.

Una pequeña vaguada en niveles medios y altos está incursionando, en el momento de análisis, en la Península a través de su cuadrante noroccidental. Este hecho aparejará un incremento del gradiente térmico vertical por asociar aire frío, así como un incremento de la advección de la vorticidad ciclónica. Como su eje atravesaría transversalmente la Península de sur a norte, la mayor advección la encontraremos en la mitad oriental y especialmente en Aragón, con la consecuente intensificación hacia los Pirineos.

Centrándonos en el área que nos compete en la jornada del viernes, hemos de destacar la división temporal que existirá en la distribución de la inestabilidad. En la primera mitad del día, ésta se distribuirá principalmente por el alto Aragón, Navarra y Cataluña y ya durante la tarde y tarde-noche lo haría por el bajo Aragón y este de Castilla-La Mancha. El agua precipitable en el litoral del Cantábrico oriental durante las primeras horas de la madrugada, presentaría unos 34-36 mm en tramos horarios, no descartando precipitaciones eficientes. Conforme avanzara la madrugada, dicha agua precipitable se incrementaría a través de la depresión del Ebro, especialmente en los sectores medios-finales de la cuenca, con unos 26-30 mm en tramos horarios. En Castilla-La Mancha, por la tarde, se incrementaría este parámetro hasta los 24-28 mm. Valores de humedad relativa, en general proclives al desarrollo de tormentas en todos estos sectores.

A excepción del litoral cántabro, el viento no será relevante en relación al surgimiento de la inestabilidad durante la primera mitad del día, no obviando, por otra parte, la capacidad de regeneración asociada a las corrientes de densidad una vez gestadas las tormentas. Por la tarde, en cambio, si será significativo de cara a las tormentas que se gestarían desde el bajo Aragón hasta el sureste de Castilla-La Mancha. En este caso, se generaría desde el mediodía, un flujo de sureste con origen mediterráneo, que confrontaría en Teruel con una discreta componente norte, siendo ello proclive en el desarrollo de la convección. Dicho sureste se internaría hasta la Comunidad de Madrid, incrementando las variables higrométricas en Castilla-La Mancha. Posteriormente se producirían convergencias asociadas en cierta medida a las corrientes de densidad alentando el desarrollo de más tormentas incrementándose de norte a sur a través del este de Castilla-La Mancha.

La energía ya sería abundante durante la próxima madrugada en el entorno de Cinco Villas y en la ribera tudelana, donde esperamos la mayor inestabilidad en estos tramos horarios, con unos 1.000-1.100 j/kg de CAPE. Hacia el mediodía, estos valores los tendríamos en Cataluña y ya durante la tarde se generalizarían a través del valle del Ebro, bajo Aragón y oriente de Castilla-La Mancha. Por ello, el cariz convectivo será manifiesto en toda la inestabilidad que se genere. La cizalladura no sería especialmente relevante, con unos 10 m/s en los primeros seis kilómetros, por lo que no esperamos un grado de organización especialmente relevante.

Nivel 2 por precipitaciones acompañadas de tormentas que pueden registrar hasta 50 mm en tres horas en el Pirineo navarro y aragonés (especialmente en La Jacetania), así como en Cinco Villas.

Nivel 1 por precipitaciones acompañadas de tormenta que pueden registrar, de manera heterogénea, 25-30 mm en tres horas en Navarra, Aragón, este de Soria y La Rioja, buena parte de Cataluña y este de Castilla-La Mancha.

Nivel amarillo por riesgo bajo de precipitaciones acompañadas de tormenta.

 


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Anuncios

Sábado, 16 de septiembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen1

Análisis de la inestabilidad.

El sábado, la irrupción polar oceánica que venimos comentando en los últimos días, alcanzará su máxima intensidad tal como atestigua la predicción de anomalías térmicas para esta jornada. De este modo, seguirá existiendo un gradiente térmico vertical tal en áreas del Mediterráneo, como para desencadenar tormentas. Todo ello acompañado de una advección de vorticidad ciclónica en aumento.

En las horas primeras de la madrugada, tendremos resquicios de inestabilidad que pueden ser de consideración especialmente en la isla de Mallorca. El aviso de nivel 1 establecido para Mallorca y Menorca abarca este periodo del día en concreto. Los valores de agua precipitable en tramos horarios sería de 34-38 mm y en claro retroceso conforme avanzara la madrugada. A lo largo de todo el día, la inestabilidad se concentraría en principio al sur de las costas de las Islas, sin descartar que sean afectadas relativamente. Al norte de Cataluña, esta variable se incrementaría atendiendo al flujo de viento hasta los 22-26 mm. Misma circunstancia tendremos al sureste de la Península, con valores algo más elevados.  Todo ello con valores de humedad relativa de entre el 60% y la saturación entre la superficie y los 850 hPa.

El viento soplará marcadamente del noreste en el archipiélago balear a primeras horas de la madrugada. Conforme avance el día, perderá intensidad rolando a levante hasta ser insignificante hacia la tarde-noche. En Cataluña la tramontana y el cierzo soplarían con cierta intensidad, sin embargo, hacia la media-tarde, se instauraría un flujo de sur al norte de la costa central, dando lugar a una línea de convergencia orientada hacia Girona, lo que promovería la inestabilidad de manera notable. En el sureste también se generaría una línea de convergencia entre el levante-sureste del litoral y el noroeste de la meseta, incentivando la convección.

La energía será muy poco significativa, sin esperar valores superiores a los 700-800 j/kg en ningún punto abarcado por líneas de riesgo meteorológico. La cizalladura, a su vez, será elevada, de hasta 30-35 m/s en los seis primeros kilómetros, similar a los valores que hemos encontrado hoy viernes.

Nivel 1 por riesgo de precipitaciones que en 3 horas pueden registrar 30-40 mm en Mallorca, Menorca (especialmente de madrugada) y buena parte de Girona.

Nivel amarillo por riesgo bajo de precipitaciones intensas en Alicante, Ibiza, parte de Murcia y norte de Cataluña.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Viernes, 15 de septiembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen1.png

Análisis de la inestabilidad.

La advección polar oceánica que anunciábamos ayer, mañana se va a propagar por la práctica totalidad de la Península. Es una configuración en que tenemos dos áreas de inestabilidad bien delimitadas: la cornisa cantábrica debido al flujo de componentes norteñas con recorrido marítimo y diversas regiones bañadas por el Mediterráneo. En el primer caso, no esperamos que la inestabilidad asocie riesgo meteorológico, en el segundo, es más probable y se deberá, en gran medida, al gradiente térmico vertical que propician las aguas del Mediterráneo por estas fechas. Pero a su vez, tendremos un máximo de vorticidad ciclónica en los entornos de las islas Baleares, que incentivará aún más a la convección.

El agua precipitable marcaría un máximo en torno a las horas centrales del día en las islas Baleares, con unos 36-38 mm en tramos horarios. Durante la tarde-noche, repuntará esta variable desde el cabo de la Nao hasta las Islas, pudiendo tener un repunte igualmente en la inestabilidad. El perfil se hallará prácticamente saturado entre la superficie y los 850 hPa en estos sectores (litoral mediterráneo y Baleares). En Cataluña, la inestabilidad se centraría principalmente en la primera mitad del día, con valores de agua precipitable en tramos horarios de 24-28 mm. La cota de nieve podría descender incluso de los 2.000 metros.

No tendremos en esta jornada “rebufo” en Cataluña, debiéndose la inestabilidad al paso de una superficie frontal poco definida. Soplará por lo general noroeste en buena parte de la Comunidad. Es de destacar, asimismo, el marcado flujo de noreste que se instauraría en la totalidad de las islas Baleares y, especialmente durante la tarde, en el litoral valenciano. Este noreste daría lugar a forzamiento orográfico en las islas y al norte de Alicante y sur de Valencia, lo que explicaría el incremento en el agua precipitable y en la inestabilidad (advección marítima).

No será muy elevada la energía en general, teniendo un máximo relativo en las islas Baleares, con unos 800-1.000 j/kg de CAPE. Entre Valencia, Alicante, Albacete y Murcia también tendremos energía, en menor medida. De este modo, la actividad convectiva se centraría, en primer lugar en Baleares y en segundo lugar en el sector peninsular reseñado. Empero, no esperamos una convección especialmente significativa. Esto se deberá en parte a una cizalladura muy elevada (asociada a la incursión polar con la intensificación de vientos en altura aparejado)

Nivel 1 por precipitaciones acompañadas de tormenta que en un margen de 3 horas pueden registrar 30-35 mm en la isla de Mallorca. El viento de noreste podría llegar a los 70-80 km/h, especialmente al norte.

Nivel amarillo por riesgo bajo de precipitaciones significativas en buena parte de Cataluña y sector suroriental.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Jueves, 14 de septiembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen1.png

Análisis de la inestabilidad.

En la jornada del jueves, una incursión polar oceánica comenzará a incidir sobre la Península originando inestabilidad, especialmente en el cuadrante nororiental atendiendo especialmente al regimen de vientos y al gradiente térmico vertical.

Como es frecuente en este tipo de configuraciones sinópticas, las precipitaciones de mayor relevancia se situarían en la costa central de Cataluña. Aquí, el agua precipitable se iría incrementando desde el mediodía, hasta alcanzar los 36-38 mm en tramos horarios durante la tarde. Este potencial de inestabilidad, se verá refrendado por unos valores de humedad relativa que rondarían la saturación desde la superficie hasta los 850 hPa, reduciéndose desde tal nivel.

El viento, como comentamos, será especialmente relevante en la distribución de las tormentas. La tramontana y el cierzo soplarán con insistencia dando lugar a un rebufo en la costa central catalana que originaría disparo orográfico en el litoral y prelitoral y dinámico asociado a las convergencias. Especialmente notoria será la tramontana que llegaría a generar convergencia al final de la tarde en la desembocadura del Ebro, con un desplazamiento de las precipitaciones, por consiguiente, hacia el sur.

La energía estará muy determinada precisamente por la existencia de estas convergencias de viento. Por ello, se situarían los valores más elevados de CAPE en los entornos de la costa central hacia la media tarde (hasta 1.500-1.700 j/kg). Más adelante, la energía, a la par que iría mermando, se desplazaría hacia el extremo meridional de Cataluña con unos 1.000-1.100 j/kg. La cizalladura, igualmente, rondaría los 20-25 m/s durante la tarde, compactando la inestabilidad en la costa central de Cataluña especialmente. No descartamos a su vez, la posibilidad de ocurrencia de trombas marinas sobre el mar especialmente.

Nivel 1 por precipitaciones acompañadas de tormenta que en un margen de 3 horas pueden registrar 30-35 mm en el litoral central y meridional de Cataluña. Nivel 1 por vientos que pueden llegar a los 90-100 km/h en el cabo de Creus e inmediaciones.

Nivel amarillo por riesgo bajo de precipitaciones acompañadas de tormenta en el litoral y prelitoral de Cataluña.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Domingo, 10 de septiembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

previ10.png

 

Análisis de la inestabilidad.

La inestabilidad continuará estando presente en nuestro país en la jornada dominical. Una inestabilidad que irá en retirada, dando paso progresivamente a un tiempo más benigno. Como hemos ido comentando estos días, las precipitaciones se están dando como resultado del paso de una importante vaguada sobre el país, con una corriente en chorro muy potente que irrumpe en la península ibérica directamente desde el atlántico norte. Esta vaguada ya se irá retirando al este, con lo cual la mayor inestabilidad la encontraremos en el extremo oriental y Cantábrico.

El agua precipitable en tramos horarios presentará unos valores especialmente significativos en Baleares y mitad sur del litoral de la Comunidad Valenciana a primeras horas de la madrugada, con unos 32 mm previstos o incluso hasta 40 mm localmente en el archipiélago balear. Valores que irán mermando conforme pasen las horas. Asimismo, valores alrededor de 28 mm en el Cantábrico oriental. Por la tarde también los valores de este parámetro serán favorables en el extremo norte peninsular. La humedad será alta en los puntos costeros, con niveles próximos a la saturación en el litoral norte y Baleares especialmente.

Con respecto al viento, dominarán de nuevo las componentes norte y oeste. Será clave para la formación de las tormentas una marcada línea de convergencia en el entorno Balear, que abarcaría desde el sur del archipiélago hasta el sur de Cataluña. Dicha línea de convergencia será la causante de ascensos de aire que pueden provocar fuertes tormentas. Esta línea de convergencia se espera a primeras horas de la madrugada, desplazándose hacia el este. En el Cantábrico oriental, la componente norte aportará mucha humedad a primeras horas aunque por la tarde rolará a oeste y será poco favorable para que se produzcan precipitaciones de consideración.

Finalmente, los valores de CAPE se situarán alrededor de los 1000 j/kg frente a las costas del sur de la Comunidad Valenciana y sur de Baleares, donde incluso se pueden superar los 2000 j/kg. Esto supondría tormentas que podrían descargar con fuerte intensidad en el entorno, ya que a esta energía se podrá acceder fácilmente teniendo en cuenta que hay una línea de convergencia en la región. La CAPE mostrará valores más bajos en el norte peninsular, sin descartar algo de actividad eléctrica en el Cantábrico más oriental durante la madrugada. La cizalladura alcanzará velocidades de  25 m/s en los primeros 6 kilómetros a primeras horas en el Mediterráneo. Con esto, es probable que las tormentas generadas en el entorno balear adquieran cierto nivel de organización. Debido a la saturación del perfil atmosférico balear, no esperamos granizo en ningún caso. No es descartable la formación de un Sistema Convectivo de Mesoescala en las islas de Mallorca y Menorca.

Nivel 2 por riesgo alto asociado a precipitaciones intensas, acompañadas de tormenta, que en un margen temporal de 1 hora pueden acumular 30 mm y hasta 50 mm en 3 horas, especialmente en Mallorca y Menorca.

Nivel 1 por tormentas que pueden registrar hasta 30 mm en 1 hora en todo el archipiélago balear. Nivel 1 asimismo por rachas de viento fuertes  que pueden alcanzar velocidades cercanas a los 90-100 km/h en el sur de Tarragona, sureste de Teruel y noroeste de Castellón.

Nivel amarillo por riesgo bajo de precipitaciones en el Cantábrico, especialmente en el Pirineo Navarro donde pueden acumularse con facilidad 30-40 mm en 12 horas. Nivel amarillo por rachas de viento de hasta 80 km/h en el sureste de Aragón, Tarragona y Castellón.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Sábado, 9 de septiembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen1.png

Análisis de la inestabilidad.

Mañana sábado se va a producir una brusca variación a nivel sinóptico en la mayor parte del solar peninsular. Se deberá a la irrupción de una prominente vaguada desde el noroeste, con un potente chorro de esta misma componente que incidiría de lleno en la Península, tornando a oeste-suroeste en la mitad oriental. Así, la advección de vorticidad ciclónica será máxima en la vertiente mediterránea, llegando a cimentar una baja en superficie frente a las costas catalanas. Este hecho propiciará la inestabilidad en Cataluña, en tanto que la irrupción de noroeste tendrá mayor trascendencia en el Cantábrico.

La inestabilidad que encontremos en la costa y prelitoral cantábrico se va a deber fundamentalmente a un potente flujo de noroeste que encabezará una cierta irrupción polar oceánica. De este modo, el agua precipitable no será especialmente significativa en general, a excepción de la próxima madrugada, cuando confronte la masa de aire fría con la cálida imperante. Así, los chubascos de la madrugada se desarrollarían con un perfil que presentaría 32-36 mm de agua precipitable en tramos horarios, pudiendo ser pues, precipitaciones bastante eficientes. La inestabilidad que se desarrollara posteriormente, asociaría 24-28 mm en tramos horarios. En Cataluña, las precipitaciones se iniciarían escasas horas antes del mediodía, con un agua precipitable que ascendería desde los 32 mm del prelitoral hasta los 45 mm sobre las aguas del Mediterráneo en tramos horarios. Con el paso de las horas y conforme avanzara la irrupción de noroeste, estos valores se reducirían aquí, en tanto que aumentarían en Baleares.

El noroeste va a dominar la práctica totalidad de la Península, con rachas moderadas-fuertes en el litoral cántabro y en la desembocadura del Ebro. No obstante, en Cataluña, un día más, es probable que se instaure un flujo marítimo asociado al rebufo del cierzo y tramontana que incentive a las células convectivas. Algo similar sucedería en la costa norte de Castellón. Además puede formarse una pequeña área depresionaria en superficie junto a la costa de Cataluña y con desplazamiento al sureste.

La energía será poco significativa y heterogénea en el Cantábrico, no descartando aún así, cierta actividad convectiva en la inestabilidad. En Cataluña, frente a la costa, la CAPE podría llegar a valores cercanos a los 2.000 j/kg hacia el mediodía, con 1.100-1.300 j/kg en el centro de dicha Comunidad. Con el citado rebufo, dicha energía podría mantenerse, aunque con valores más reducidos. La cizalladura, debido al fuerte flujo de noroeste-oeste a todos los niveles, será elevada, con hasta 25-30 m/s en los seis primeros kilómetros, tanto en el norte como en Cataluña. No esperamos organización tal como para que se prodiguen estructuras convectivas complejas. Sin embargo, junto a las costas de Cataluña, no se descarta la presencia de trombas marinas puntualmente.

Nivel 1 por precipitaciones puntualmente fuertes, que en 1 hora pueden registrar 20 mm y hasta 50 mm en 12 horas, en el litoral y prelitoral cantábrico. Nivel 1 igualmente en el centro y norte de Cataluña, donde la actividad tormentosa sería mayor.

Nivel amarillo por riesgo bajo de precipitaciones puntualmente fuertes en la vertiente cantábrica, buena parte de Cataluña y Castellón, así como en Mallorca.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Miércoles, 6 de septiembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

previ06.png

 

Análisis de la inestabilidad.

Tras un día de paréntesis en lo que a la inestabilidad se refiere, ésta volverá a hacer acto de presencia en la península ibérica. El paso de una onda corta provocará un ambiente inestable y, junto a otros factores, propiciará tormentas que nuevamente pueden ser fuertes en puntos del cuadrante nordeste peninsular.

El agua precipitable mostrará valores superiores a los 35 mm en tramos horarios en la costa mediterránea, desde el sur de la Comunidad Valenciana hasta el golfo de León, durante prácticamente todo el día. Los máximos de agua precipitable se hallarán en la costa de la Comunidad Valenciana y de Cataluña, donde se llegarían a los 40 mm en tramos horarios durante buena parte del día. Del mismo modo, valores altos de humedad relativa en dichas secciones, al igual que en el interior de las Comunidades Autónomas mencionadas, respondiendo a las convergencias. Así pues, las tormentas podrían dejar acumulaciones de lluvia de cierta importancia.

En lo relativo al viento, cabe destacar la formación de una extensa línea de convergencia que arrancaría desde el prelitoral catalán hasta los sistemas montañosos de la Comunidad Valenciana. El viento soplará con componente marítima en los puntos del litoral y prelitoral, con lo cual sería un aporte de humedad extra que ayudaría a los desarrollos convectivos. Viento que convergería con cierzo especialmente en el valle del Ebro.

A lo largo del día, la energía disponible irá en considerable aumento. A destacar especialmente el entorno del prelitoral catalán, interior de la Comunidad Valenciana y extremo oriental de Castilla-La Mancha. En dichas regiones, encontraremos valores superiores a los 1000-1200 j/kg por la tarde, con áreas de cierto gradiente horizontal de CAPE que nos indican la existencia de las líneas de convergencia ya mencionadas. Finalmente, los valores de cizalladura no serán muy altos, alrededor de unos 15-18 m/s en los primeros 6 km.Células convectivas, por tanto, sin demasiado movimiento y escasa organización.

Nivel 1 por precipitaciones acompañadas de tormenta que en un plazo de 1 hora pueden registrar de manera no homogénea hasta 30 mm e incluso 40 mm a nivel local, en Girona, noreste de Barcelona, este de Lleida y sector montañoso del interior de la Comunidad Valenciana así como las zonas limítrofes de Castilla-La Mancha.

Nivel amarillo por precipitaciones que pueden registrar 20 mm en 1 hora.

Lunes, 4 de septiembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen1.png

Análisis de la inestabilidad.

Pocos días después de que la DANA diera sus últimos coletazos, la inestabilidad volverá a la península ibérica, si bien esta vez lo hará de forma mucho más restringida, afectando concretamente al norte peninsular. La situación a escala sinóptica vendrá dada por una onda corta cuyo vértice se situará en la vertical de los Pirineos mañana por la mañana. Esto supondrá que el perfil vertical mostrará un cierto gradiente térmico que, junto a otras circunstancias, puede provocar precipitaciones de cierta intensidad en la zona.

Los valores de agua precipitable se situarán en torno a los 40mm en la zona del golfo de Vizcaya a primeras horas de la madrugada. Del mismo modo, la costa catalana también dispondrá de valores significativos, especialmente por la mañana, cuando se superarían los 44 mm en tramos horarios en algunos puntos, incluso pudiéndose alcanzar los 50 de forma muy local. La humedad relativa a su vez será elevada especialmente en el Cantábrico oriental y costa catalana, sin observarse estratos secos que inhiban los procesos convectivos. Con todo esto, caben esperar precipitaciones que pueden ser intensas en el Cantábrico más oriental y Pirineo más occidental a primeras horas de la madrugada. Asimismo, fuertes precipitaciones por la mañana en la costa catalana y de Castellón.

En cuanto al viento, podría formarse un meso-vórtice que inyectaría vientos húmedos procedentes del Mediterráneo incidiendo en la costa sur de Cataluña, generando convergencias que favorecerían la convección. Este viento de levante se adentraría a tierra durante el día, desplazándose las convergencias y, en consecuencia, la inestabilidad, hacia el interior catalán y de Castellón. La energía disponible en la costa de Cataluña será suficiente como para propiciar tormentas significativas. Se esperan unos 1.000 j/kg extendidos a lo largo de casi todo el litoral de Castellón y de Cataluña, pudiéndose alcanzar los 2000 j/kg frente a las costas de Castellón. Por otro lado, en lo que se refiere a la cizalladura, valores más bien bajos que denotan un bajo nivel de organización de las células tormentosas. De este modo, las células que se generen en Cataluña y norte de la Comunidad Valenciana serán poco dinámicas a la par que puntualmente muy fuertes. En el caso del cantábrico, valores nulos de energía, sin esperarse actividad eléctrica de relevancia en el sector.

Nivel 1 por precipitaciones acompañadas de tormenta que en un plazo de 1 hora pueden registrar de manera no homogénea hasta 30 mm e incluso 40-50 mm a nivel local, en buena parte de Cataluña (especialmente al sur) y Castellón, especialmente al norte e interior.

Nivel amarillo por precipitaciones que pueden ser eficientes y registrar 20 mm en 3 horas especialmente en buena parte de Navarra y País Vasco, así como en el Maestrazgo y gran parte de Cataluña.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Sábado, 2 de septiembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

rCxvMnNq.jpg

Análisis de la inestabilidad.

Últimos coletazos ya de la vaguada que mencionábamos en el análisis de ayer. Concretamente el eje de la misma va a abandonar la Península por su extremo más nororiental durante la primera mitad del día de mañana sábado. Como consecuencia de ello, el chorro experimentará una fuerte divergencia en Cataluña especialmente durante la madrugada, que unido a otros factores, puede dar lugar a inestabilidad puntualmente acentuada. El análisis pues, va a centrarse con exclusividad en Cataluña y durante la primera mitad del día. 

El agua precipitable desde la costa central hasta la frontera con Francia, va a oscilar entre los 26-32 mm en tramos horarios, puntualmente superior. Un agua precipitable que ya por la mañana mermaría a 16-18 mm y consigo la inestabilidad. Valores de humedad relativa de entre el 60 y 90% entre la superficie y los 850 hPa, más elevados cuanto más proximidad exista a la costa. Por encima de los 850 hPa existirá un estrato seco que en parte obstaculizará en gran medida la convección significativa.

Nuevamente tendremos una jornada dominada por el flujo de cierzo y tramontana en Cataluña que originaría un día más una componente de retorno orientada hacia la costa central e interior de Cataluña. Este hecho favorecería el disparo orográfico en áreas litorales y prelitorales y por consiguiente, el surgimiento de precipitaciones a lo largo de la próxima madrugada. Es de destacar especialmente la intensidad que adquiriría el cierzo en Tarragona.

La energía será prácticamente despreciable, no esperando actividad eléctrica de relevancia en Cataluña, no implicando que no acontezcan precipitaciones puntualmente significativas. La cizalladura, teniendo en cuenta la intensificación del chorro desde Cataluña hacia el noreste, será elevada, pudiéndose alcanzar los 25-30 m/s en los seis primeros kilómetros a lo largo de la primera mitad del día.

Nivel 1 por precipitaciones que en una hora pueden registrar 20-30 mm al este de Girona y noreste de Barcelona. Nivel 1 por fuertes rachas de viento que pueden alcanzar los 80-90 km/h al sur de Tarragona y norte de Castellón (pudiendo extenderse este aviso algunas horas más allá de las 10:00h especificado en el mapa de riesgo).


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.