Jueves, 28 de diciembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen1.png

Análisis de la inestabilidad.

La jornada del jueves va a caracterizarse por las nevadas que acontezcan en Pirineos, siendo el fenómeno más relevante y sobre el que centraremos la mayor parte del presente análisis. Pero también vamos a tener precipitaciones destacadas en los Sistemas Prebéticos e incluso una galerna en el Cantábrico. El flujo de oeste-noroeste va a proseguir en general, con rachas fuertes en entornos montañosos.

Las precipitaciones más importante será muy probable hallarlas al norte y noroeste de Navarra, por su predisposición geográfica ante el flujo de vientos marítimos. Serían en forma de nieve a 600 metros durante esta próxima madrugada, subiendo rápidamente la cota conforme transcurra el día, hasta situarse a unos 1.500 metros hacia la tarde. Ello se deberá al incremento térmico que se experimentará en niveles medios, pasándose de unos -2ºC a 850 hPa a unos 3-4ºC. Un incremento algo menos notorio en los Pirineos orientales, donde la cota podría situarse por debajo de 1.500 metros durante todo el día. Precisamente por su predisposición al flujo de oeste/noroeste, las precipitaciones también pueden ser acentuadas en los Sistemas Prebéticos, donde el agua precipitable podría alcanzar los 25 mm en tramos horarios.

El viento, si bien no será tan generalizado como en la jornada de hoy, seguirá siendo intenso en áreas montañosas especialmente, así como en el sureste de Castilla-La Mancha y desembocadura del Ebro. Es de destacar la galerna que se podría producir en el Cantábrico, desde el occidente asturiano, por la mañana, hasta el País Vasco a mediodía-primeras horas de la tarde. El chorro, un día más, atravesará la Península de noroeste a sureste, presentando su máximo al noreste. De este modo, la cizalladura sería especialmente destacada en este sector, con valores de 35 a 50 m/s en los 6 primeros kilómetros de espesor.

Nivel 1 por nevadas que pueden registrar 10 cm por encima de 1.000 metros en Navarra y Pirineos. Por encima de 1.500 metros los espesores podrían sobrepasar los 20 cm, siendo ello más probable en el Pirineo oscense y entorno del valle de Arán. Nivel 1 por rachas de viento que podrían alcanzar los 100-110 km/h en puntos elevados del Sistema Central, desembocadura del Ebro y Albacete. Nivel 1 por precipitaciones que pueden registrar 50-60 mm en 24h en las Sierras de Cazorla, Segura y Alcaraz.

Nivel amarillo por rachas de viento que pueden alcanzar los 70-80 km/h en el litoral cantábrico, Sistema Central, Sistema Ibérico / este de Castilla-La Mancha.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Anuncios

Miércoles, 27 de diciembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen1.png

Análisis de la inestabilidad.

Esta próxima madrugada se va a producir el máximo gradiente de presión entre la borrasca, que hoy se sitúa al sur de las islas británicas y que se desplazará hacia el este, y el anticiclón, situado en torno a las islas Azores, cuya influencia se acrecentará ciertamente hacia el final del día. Esto confiere al viento una marcada componente de poniente, siendo más generalizado que hoy martes, remontado por un chorro contundente de noroeste. Esta configuración, a su vez, dará lugar a precipitaciones que pueden ser destacadas en el Cantábrico, en forma de nieve por encima de 600 metros (desde el mediodía) en el sector oriental.

Dando fe de este flujo marítimo que imperaría en el litoral cántabro, los valores de agua precipitable rondarían los 14-18 mm en tramos horarios, especialmente durante la segunda mitad del día. La temperatura en niveles bajos-medios se reduciría durante la tarde, especialmente en Navarra y Pirineos, donde podremos tener -2ºC a 850 hPa (unos 1.400 metros de atmósfera libre). La cota de nieve, por consiguiente, descendería hasta los 600 metros, puntualmente a niveles inferiores dependiendo de la intensidad de la precipitación y características orográficas. En la Cordillera Cantábrica, la cota de nieve sería superior.

El viento, un día más será lo más destacable de la jornada. Como hemos adelantado, sería por lo general de poniente, siendo especialmente significativo durante la madrugada. Las rachas de viento más importantes avanzarían desde el cuadrante noroccidental a la submeseta norte y posteriormente al centro y este peninsular. Conforme la borrasca se desplace del sur de las islas británicas al sureste y más tarde al este, el viento en la península ibérica comenzaría a rolar relativamente a noroeste. Ello implicaría una intensificación importante del cierzo en toda la depresión del Ebro, especialmente en la desembocadura. Una componente de noroeste que proseguiría en el archipiélago balear, principalmente al norte de Mallorca. Misma circunstancia tendríamos con la tramontana en el Alt Empordà, todo ello siendo especialmente ostensible hacia las primeras horas de la tarde.

En cuanto a la cizalladura, hemos de destacar la complejidad del día en todo el espesor troposférico, pues la presencia del chorro atravesando de forma contundente la Península de noroeste a sureste, implicará una cizalladura muy elevada. De manera generalizada tendremos valores de 30-35 m/s en todo el solar peninsular, alcanzándose los 40-50 m/s en el centro y noroeste.

Nivel 1 por rachas de viento que podrían alcanzar los 100-120 km/h en el litoral cantábrico, islas Baleares, Sistema Ibérico, Alt Empordà, Tarragona, extremo oriental de Andalucía, Albacete y gran parte de la Comunidad Valenciana y Murcia (en el aviso se engloba Castilla y León durante las primeras horas de la madrugada). Nivel 1 por nevadas que pueden registrar 20-25 cm por encima de 1.200 metros en la Cordillera Cantábrica y por encima de 1.000 metros en Pirineos, especialmente en el oscense y navarro, donde la cota de nieve puede bajar a 600 metros.

Nivel amarillo por rachas de viento de 60-70 km/h, puntualmente superiores, en prácticamente toda la Península, a excepción del cuadrante suroccidental y sur de Galicia.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Martes, 26 de diciembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen1.png

Análisis de la inestabilidad.

Esta próxima madrugada se va a consolidar una borrasca al oeste de las islas británicas y conforme avance la jornada oscilará al sur de las mismas. La borrasca asocia un notable sistema frontal (y alguna línea de inestabilidad), que hacia el mediodía irrumpirá en la Península a través de Galicia. Este sistema frontal implicará especialmente fuertes rachas de viento en diversas áreas y lluvias notables en las Rías Baixas.

Debido al continuo flujo de suroeste que se establecería, los valores de agua precipitable en las costas de Pontevedra y, en menor medida, de A Coruña, sobrepasarían los 25 mm en tramos horarios durante la tarde. La humedad relativa rondaría la saturación en prácticamente todos los niveles.

Lo noticioso de la jornada, sin duda, será el fuerte viento de suroeste, especialmente en el cuadrante noroccidental y desde el mediodía. Conforme avance la tarde, las rachas de viento moderadas a fuertes se extenderían por todo el Cantábrico y hacia el final del día a través del Sistema Ibérico e incluso Béticos. Será entonces cuando se produzca un role a poniente en el Cantábrico, con rachas fuertes junto al litoral. Un viento que es fruto del incremento del gradiente de presión por la cercanía de la borrasca ya citada al sur de las islas británicas. Una borrasca con 985 hPa en su seno, que contrastan con los 1030 hPa que tendríamos en el entorno de Azores. Ello conllevará, asimismo, unos valores de cizalladura en los seis primeros kilómetros de hasta 35-50 m/s.

Nivel 1 por vientos que pueden asociar rachas de 90-100 km/h en Galicia, Asturias, Cantabria, oeste del País Vasco, norte de Castilla y León e Ibérica riojana. Nivel 1 por precipitaciones que en 24 horas pueden registrar 60-70 mm en Pontevedra.

Nivel amarillo por riesgo de vientos con rachas de 70-80 km/h en Castilla y León, País Vasco, Sistema Ibérico, Sierras de Cazorla-Segura e interior valenciano.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Lunes, 11 de diciembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen1.png

Análisis de la inestabilidad.

La borrasca bautizada como “Ana” está dando mucho de qué hablar, notándose sus mayores efectos durante la próxima madrugada. La inestabilidad se generalizará en prácticamente todo el país debido a la culminación del intenso proceso de formación de la borrasca que venimos siguiendo. Una borrasca que además aportará un notable gradiente térmico en la misma vertical peninsular. Por lo tanto, se esperan, al igual que hoy, fortísimas rachas de viento y el paso rápido de un activo frente frío afectando a casi todo el país durante la próxima madrugada.

El frente frío recorrerá la Península de noroeste a sureste. A primeras horas de la próxima madrugada entrará afectando al eje Castilla y León-Asturias, arrastrando a su paso valores de agua precipitable en tramos horarios de unos 20-22 mm. El frente encontraría valores higrométricos más elevados en su llegada a Extremadura y Andalucía, donde se dispondría de unos 24-28 mm, con valores de humedad próximos a la saturación en niveles medios y bajos. Por consiguiente, lluvias moderadas en buena parte del centro y oeste durante la próxima madrugada, pudiéndose reactivar en dirección sur, especialmente en áreas montañosas orientadas, tales como los Sistemas Béticos. Lo más relevante, empero, tal como atestigua el mapa de riesgos, serán las fuertes o muy fuertes rachas de viento.

En el sector delantero del frente, los vientos de suroeste continuarán soplando con mucha intensidad, especialmente en áreas de barlovento, destacando en esta jornada el Sistema Ibérico. Tras su paso, el viento rolará rápidamente a noroeste, con rachas muy fuertes en prácticamente cualquier punto, aunque tendiendo a disminuir su intensidad. A primeras horas de la madrugada será en Castilla y León y en el extremo norte donde sople con más fuerza. Algo más avanzada la madrugada será el centro de la Península manteniéndose en el extremo norte, donde se notará la cercanía de la borrasca con intensidad. Finalmente por la mañana llegarían las rachas más fuertes a Andalucía y al sector oriental. Conforme el frente se desplace, la cota de nieve experimentará un rápido descenso, desde cotas superiores a los 2.000 metros hasta cotas inferiores a 1.000 metros en el norte, una vez irrumpa el noroeste.

En general, no se espera actividad tormentosa ya que los valores de CAPE serán muy bajos, inferiores a los 400 j/kg, aunque por la tarde, en puntos dispersos se pueden alcanzar los 700 j/kg. La cizalladura, asimismo, será muy elevada, remitiendo progresivamente desde el noroeste.

Nivel 2 por rachas de viento muy fuertes, superiores a los 110-120 km/h durante la próxima madrugada en el Sistema Ibérico y extremo oriental de la Cordillera Cantábrica. Más reducido sería en el interior de Castilla y León y norte del Sistema Central.

Nivel 1 por rachas de viento fuertes, de hasta 70-90 km/h en toda la península ibérica y Baleares. La excepción será la depresión del Ebro. Nivel 1 por nevadas que por encima de 1.000 metros pueden registrar 20-30 cm en la Cordillera Cantábrica y Pirineos. En menor medida en los Sistemas Prebéticos. Nivel 1 por precipitaciones que en 24 horas pueden registrar 60-70 mm en la sierra de Grazalema, Gredos y sector occidental de la Cordillera Cantábrica, por debajo de 1.000 metros.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Domingo, 10 de diciembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen1.png

Análisis de la inestabilidad.

La semana en curso se va a despedir con un incremento extraordinario en la inestabilidad. Será debido al germen de una borrasca que va a experimentar una gran profundización mientras se desplaza al norte de la Península. Durante toda la jornada, la borrasca se intensificará, hasta culminar a medianoche, al norte de la costa cantábrica, con una presión en torno a 975 hPa. A medida que se desplace, un frente frío asociado muy contundente generará lluvias intensas al noroeste y, sobre todo, vientos muy intensos de componente sur y oeste, especialmente en la mitad norte.

Los valores de agua precipitable en tramos horarios en el norte rondarán, en líneas generales, los 16-18 mm al principio, con tendencia a aumentar hasta alcanzar los 22-24 mm. En el Cantábrico y Galicia, principalmente en su mitad sur, se podrán alcanzar de forma puntual los 30 mm en tramos horarios. Además, la humedad a niveles medios rozará la saturación en la cornisa cantábrica y el sector noroccidental del país. Unos valores saturados que se generalizarán con el paso de las horas en el resto de la mitad norte. Así pues, lluvias intensas o muy intensas en buena parte de Galicia, especialmente al sur. También serán notables en sistemas montañosos orientados al sur, principalmente Gredos, oeste de la Cordillera Cantábrica y Pirineos.

El viento será, sin duda, el fenómeno más destacable por su generalización. Soplará con mucha intensidad el suroeste, que irá ganando intensidad por la tarde para llegar a soplar por la noche con rachas máximas que alcanzarían los 100-120 km/h en la mitad norte. Soplará con mayor fuerza en zonas altas de los sistemas montañosos, submeseta norte y Galicia, no implicando que en el resto del interior y Baleares no sople con intensidad. Este viento de suroeste será el causante de las intensas y persistentes lluvias de Galicia y sistemas montañosos bien orientados a los ábregos, ya que advectarán gran cantidad de humedad desde el Atlántico que irá a parar de lleno a las Rías Baixas especialmente.

La energía disponible en la totalidad del país será nula, pero a últimas horas de la tarde-noche se incrementará en la costa gallega, sin descartar cierta actividad eléctrica. La cizalladura, a su vez, será muy intensa conforme avance el día, llegando incluso a los 50 m/s en los 6 primeros kilómetros.

Nivel 2 por riesgo elevado de precipitaciones intensas o muy intensas en la mitad sur de Galicia y Montes de León, que en 24 horas pueden registrar 100-130 mm. Nivel 2, asimismo, por rachas de viento muy intensas que pueden sobrepasar los 100-110 km/h (puntualmente los 120-130 km/h) en Galicia, oeste de Asturias, La Rioja y País Vasco, así como en el resto de la Cordillera Cantábrica, centro-norte de Castilla y León y áreas expuestas del Sistema Ibérico. 

Nivel 1 por lluvias intensas que en 24h pueden registrar 60-80 mm en el resto de Galicia y suroccidente asturiano. En Pirineos y sierra de Gredos se esperan lluvias de menor cuantía (40-60 mm). Nivel 1 por fuertes rachas de viento de 80-90 km/h en Asturias, Cantabria, La Rioja, Castilla y León, buena parte del País Vasco, Sistema Central y estribaciones, Sistema Ibérico, este y sureste de Castilla-La Mancha, Montes de Toledo y Baleares.

Nivel amarillo en el resto de la submeseta sur, parte de Extremadura y Sistemas Béticos por vientos de 60-70 km/h.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.

Sábado, 02 de diciembre de 2017

Niveles de riesgo meteorológico.

Imagen1

Análisis de la inestabilidad.

Mañana el panorama meteorológico en el extremo septentrional de la Península seguirá presentando cierta complejidad, aunque no al nivel de la jornada de hoy viernes. El flujo de norte seguirá imperando, progresivamente escorado más hacia NE en el Cantábrico, reduciéndose el aporte de aire frío en niveles medios y la inestabilidad.

Analizando los mapas a 500 hPa podemos apreciar como la masa de aire frío de origen ártico y con trayectoria marítima se va a ir desnaturalizando progresivamente sobre el Mediterráneo. Esto implica un claro ascenso de la temperatura a este nivel en la mitad norte. Si hoy teníamos temperaturas no lejanas a los -40ºC, mañana serían de -25 en el sector oriental del Cantábrico, con la isoterma de -30ºC en el cuadrante nororiental de la Península y hasta -35ºC en Baleares, donde el gradiente vertical sería bastante acentuado.

Más sutiles son los cambios en el nivel de los 850 hPa, donde seguiremos teniendo una temperatura de unos -4ºC generalizados en el Cantábrico oriental, ascendiendo hacia el oeste y en Baleares. La cota de nieve por consiguiente, seguirá siendo muy reducida en el norte y Baleares, especialmente en Baleares donde podría descender de los 400 metros. En el caso del Cantábrico, mañana la cota ascendería hasta los 400-500 metros, si bien es cierto que durante las primeras horas puede ser ostensiblemente menor, con una inestabilidad, insistimos, en menor proporción que hoy primero de diciembre.

El viento, como esbozábamos con anterioridad, va a perder relevancia, la advección ártica pues, se va a ver mermada. Ello propiciará por un lado unas condiciones proclives a las inversiones térmicas en el prelitoral e interior norte, con una cota de nieve a primeras horas bastante reducida. Sólo en el litoral cántabro y en la depresión del Ebro tendrán cierta relevancia el nor-noreste y el cierzo respectivamente. La humedad relativa, aun no siendo tan destacada la advección marítima, será elevada, lo que puede ser un aliciente de cara a la subida de la cota de nieve con respecto a hoy viernes.

Nivel 1 por nevadas que por encima de 700-800 metros pueden registrar 15-20 cm en Cantabria, País Vasco y norte de Burgos.

Nivel amarillo por nevadas que pueden registrar 5-10 cm por encima de 500-600 metros en toda la Cordillera Cantábrica, norte de Navarra, Pirineo oscense, Sistema Ibérico riojano, Burgos, norte de Soria y sierra de Tramontana en Mallorca.


* Recordamos que los avisos emitidos son instrumentos probabilísticos que no pretenden homogeneizar los fenómenos previstos en las distintas regiones abarcadas. Se pretende hacer entender que la probabilidad de que dichos fenómenos acontezcan dentro de las áreas delimitadas es ciertamente elevada.